jueves, 23 de abril de 2020

EL COLOR DE LA IMAGINACON

En las páginas de un libro
encuentras muchos peligros,
aventuras y viajes
y hasta tribus de salvajes.

En La Isla del Tesoro
buscan el cofre del oro
y persiguen los piratas
al niño que tiene el mapa.

Los Hijos del Capitán Grant
mil peligros correrán
buscando al padre perdido
porque un naufragio ha sufrido.

Moby Dick es una ballena,
come una pierna de cena,
es la del capitán Ahad
que al final la va atrapar.

En Los Viajes de Gulliver  
ve en el mundo al recorrer
liliputienses, gigantes
y hasta caballos parlantes.

Tom Sawyer el pelirrojo,
con imaginación y arrojo,
el Misisipi navega 
y con la aventura juega.

En El Libro de la Selva
esperan que Mowgli vuelva
a otra vida que le espera
un oso y una pantera.

El pequeño Pulgarcito
le quita al Ogro maldito
las botas de siete leguas
y lo persigue sin tregua.

Alicia cruza el espejo
y se encuentra un conejo.
País de las Maravillas.
Sólo era una pesadilla.

El Principito recorre
los planetas de este orbe
buscando felicidad
y la encuentra en la amistad.

Pero a Pipi Calzaslargas,
le pasa como a Mafalda, 
aunque sin trenzas ni pecas,
son iguales de indiscretas.

Harry Potter te contagia, 
joven aprendiz de magia,
poderes de hechicería 
que en el colegio aprendía.

Andersen es el cuentista
que escribió La Sirenita, 
El traje del Emperador
y el cuento El Ruiseñor.

También El Patito Feo,
al que siempre triste veo
porque tiene largo el cuello.
Es que es un cisne muy bello.

El cuento de Blancanieves,
el de La Bella Durmiente 
o El Enano Saltarín 
lo escriben los hermanos Grimm.

También El Gato con Botas
que con su astucia provoca
que el rey conceda la mano
de la hija, a su amo.

Si quieres puedes volar
o al arco iris trepar.
Un libro es imaginación,
es fantasía y es ilusión.